Compartir

Con el objetivo de impulsar emprendimientos de impacto, orientados no solo a producir un beneficio económico, sino también mejoras medioambientales y un beneficio para la comunidad, la Secretaría de Turismo y Desarrollo Productivo de la Municipalidad de Necochea ofició de mediadora y brindó asesoramiento técnico para que Necológica acceda a un financiamiento no reembolsable de 1,2 millones de pesos y pueda seguir consolidando el crecimiento de su proyecto.

Conocida la noticia, y luego de entablada una reunión en la que participaron Matías Sierra, titular del área de la comuna; y Antonela Giglio, directora de Emprendimientos y Pymes de ese espacio, los titulares de la innovadora firma local explicaron la importancia de contar con esta ayuda por parte del Estado.

“Hace una semana nos enteramos que fuimos aprobados definitivamente. Estamos muy agradecidos con la Secretaría porque ellos nos acercaron, primero, la existencia del PAC (Programa nacional de Apoyo a la Competitividad), y nos estuvieron acompañando para el desarrollo de la presentación, que fue algo bastante complejo y donde hubo mucho trabajo”, indicó Ingrid Christensen.

Si bien recibirán un aporte no reembolsable (ANR) por la cifra antes descripta, con ese dinero podrán financiar hasta el 85% del proyecto presentado, debiendo hacerse cargo del porcentaje restante con fondos propios. En ese contexto, “vamos a largar una preventa para que ingrese el dinero y poder solventar ese aporte”, detalló la licenciada en Diagnóstico y Gestión Ambiental, revelando que la asistencia económica “nos va a permitir hacer máquinas que nos vienen de diez para ampliar nuestra capacidad productiva, la posibilidad de fabricar distintos productos y de reciclar aún más plástico, así que estamos muy contentos”.

Haciendo un poco de historia, Ezequiel Rolla, cofundador de un emprendimiento que desde su propia génesis estuvo dedicado a la creación de productos sostenibles, con foco en la gestión ambiental, recordó que “empezamos haciendo composteras a fines de 2019 y hoy estamos reciclando plástico: precisamente, haciendo placas”, a partir de una cadena de reciclaje que comienza cuando el ciudadano coloca sus envases en los canastos de Todo para Ellos, una asociación que brega por la inserción laboral de personas con discapacidad y que se encarga de la primera transformación del material, con su separación y triturado, y en la que Necológica se transforma en el “último eslabón”, comprando la materia prima y agregándole valor.

Terminada esa plancha de tereftalato de polietileno (PET), los jóvenes le asignan distintas utilidades: desde la confección de un pie de maceta o un banco, hasta una repisa o una base para sostener la tablet. “La utilizamos como materia prima para desarrollar diversos productos: hace poquito instalamos un baño con vanitory y espejo, y también tenemos unas instalaciones de bajo mesada y alacena”, contó el diseñador industrial.

“La gente está creyendo en el material, lo ve y se asombra. Así que estamos muy contentos”, calificó Rolla sobre el impacto de la firma. Finalmente, el emprendedor adelantó, dando marco a la apreciación vertida por su compañera, que “este aporte nos permite fabricar otras máquinas (hay que desarrollarlas, no están a la venta en el mercado) que van a completar una línea y, eventualmente, vamos a poder hacer listones”, calificando este paso como uno de mucha importancia en este “proceso de evolución y crecimiento” en el que se embarca Necológica.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here