Compartir

Por Steve Keating

AL RAYYAN, Qatar, 21 nov (Reuters) – Después de un reñido empate de 1-1 ante Gales en su primer partido del Mundial el lunes, el director técnico de Estados Unidos, Gregg Berhalter, señaló que su equipo tiene poco tiempo para recuperarse antes de enfrentarse a Inglaterra.

Con los líderes del Grupo B como sus próximos rivales después del triunfo de Inglaterra por 6-2 ante Irán, Berhalter dijo que su equipo no necesitará baños de hielo o masajes adicionales para estar listo.

«La recuperación es jugar contra Inglaterra, uno de los equipos que creemos que es el favorito del torneo. El camino por delante es el próximo juego, es un camino bastante corto», dijo Berhalter.

El partido del viernes podría contribuir en gran medida a determinar si los estadounidenses avanzarán a la siguiente fase.

A su regreso en un Mundial en ocho años, Estados Unidos parecía estar listo para lograr un retorno ganador, dominando gran parte del juego, particularmente en la primera mitad donde tomaron una ventaja de 1-0 con gol de Timothy Weah en el minuto 36.

Pero los jóvenes estadounidenses no pudieron soportar la presión después del descanso, con Gales logrando el empate gracias a un penal de Gareth Bale a los 82 minutos, negándole los tres puntos a Estados Unido.

«Al entrar al vestuario después del partido, podías ver la decepción en el grupo. Pero creo que cuando miras el esfuerzo y cuando miras cómo jugamos durante la mayor parte del juego, pienso que estaremos bien y construiremos sobre eso», apuntó Berhalter.

Estados Unidos ha jugado contra Inglaterra 11 veces, pero solo ha conseguido dos victorias y un empate. (Reporte de Steve Keating. Editado en español por Carlos Calvo Pacheco)